Desaprender y aprender a conocernos es una de las herramientas más importantes, quizás porque se enfoca a lo más difícil, que es cuestionar y reflexionar con honestidad y franqueza sobre nosotros mismos, dirigidos por la intención de hacer de ese conocimiento un apoyo en la búsqueda permanente de la verdad interior, así como de la fortaleza y carácter para ver nuestras virtudes, capacidades, limitaciones y debilidades, superar las adversidades y mantenernos en la tarea de ser mejores con nosotros, con los demás y con el planeta que es nuestra casa.

Este segundo apunte se enfoca a la práctica de conocerse a sí mismo. Para ello identificaremos algunos criterios de aplicación, a los que sumaremos desaprendedores y aprendedores. Concluiremos con la invitación para que realices un proyecto que te ayudará a seguir avanzando en el dominio de esta herramienta fundamental.

Conócete a ti mismo. No aceptes la admiración de tu perro como evidencia concluyente de que eres maravilloso.
AnnLanders02 1
Ann Landers
Columnista