Herramientas para Desaprender y Aprender

Desaprender hoy

Graham Hobster / Pixabay

TEMAS DEL BLOG HDA

Salon de Clase

Es necesario aplicar los principios del pensar crítico al concepto de deserción escolar, utilizado desde hace mucho tiempo e insistentemente repetido en la secuela de la pandemia de Covid19. Llama la atención, en este contexto, la vigencia de las reflexiones de Lourdes Bueno, que contribuyen a la correcta interpretación del tema. “La palabra deserción -escribió en su libro La exclusión de la esperanza: un sistema educativo desertor–  implica una carga culposa para el sujeto, en este caso,  para el estudiante, quien, junto con la familia, y bajo las actuales condiciones de insuficiencia, falta de pertinencia, alejamiento de las necesidades sociales y rigidez del sistema educativo, se enfrenta sin más a una decisión obligada por la ausencia de apoyos del sistema, por falta de alternativas educativas viables para continuar sus estudios; una ausencia de mecanismos para facilitar la permanencia del estudiante dentro del sistema, responsabilidad que el propio sistema de educación no cumple, con lo que conmina al estudiante a la salida no voluntaria del sistema; pero en ese lavatorio de manos, simulación de un trabajo que no ha sido realizado, además,  le pone al estudiante expulsado, carga el peso de la palabra: “desertor”.